Comentarios

Examen de los pros y los contras de las pruebas estandarizadas

Examen de los pros y los contras de las pruebas estandarizadas

Al igual que muchos problemas en la educación pública, las pruebas estandarizadas pueden ser un tema controvertido entre padres, maestros y votantes. Muchas personas dicen que las pruebas estandarizadas proporcionan una medición precisa del rendimiento de los estudiantes y la efectividad de los maestros. Otros dicen que este enfoque único para evaluar el rendimiento académico puede ser inflexible o incluso sesgado. Independientemente de la diversidad de opiniones, existen algunos argumentos comunes a favor y en contra de las pruebas estandarizadas en el aula.

Pruebas estandarizadas Pros

Los defensores de las pruebas estandarizadas dicen que es el mejor medio para comparar datos de una población diversa, permitiendo a los educadores digerir grandes cantidades de información rápidamente. Argumentan que:

Es responsable Probablemente el mayor beneficio de las pruebas estandarizadas es que los educadores y las escuelas son responsables de enseñar a los estudiantes lo que deben saber para estas pruebas estandarizadas. Esto se debe principalmente a que estos puntajes se convierten en registros públicos, y los maestros y las escuelas que no rinden a la par pueden someterse a un examen intenso. Este escrutinio puede conducir a la pérdida de empleos. En algunos casos, una escuela puede ser cerrada o asumida por el estado.

Es analitico.Sin pruebas estandarizadas, esta comparación no sería posible. Los estudiantes de escuelas públicas en Texas, por ejemplo, deben tomar exámenes estandarizados, lo que permite comparar los datos de exámenes de Amarillo con los puntajes en Dallas. Poder analizar con precisión los datos es una razón principal por la que muchos estados han adoptado los estándares estatales Common Core.

Es estructuradoLas pruebas estandarizadas van acompañadas de un conjunto de estándares establecidos o un marco de instrucción para guiar el aprendizaje en el aula y la preparación de exámenes. Este enfoque incremental crea puntos de referencia para medir el progreso de los estudiantes a lo largo del tiempo.

Es objetivo.Las pruebas estandarizadas a menudo son calificadas por computadoras o por personas que no conocen directamente al estudiante para eliminar la posibilidad de que el sesgo afecte la calificación. Las pruebas también son desarrolladas por expertos, y cada pregunta se somete a un proceso intenso para garantizar su validez (que evalúa adecuadamente el contenido) y su fiabilidad, lo que significa que la pregunta se evalúa de manera consistente a lo largo del tiempo.

Es granular Los datos generados por las pruebas se pueden organizar de acuerdo con criterios o factores establecidos, como el origen étnico, el nivel socioeconómico y las necesidades especiales. Este enfoque proporciona a las escuelas datos para desarrollar programas y servicios específicos para mejorar el rendimiento de los estudiantes.

Contras de pruebas estandarizadas

Los opositores a las pruebas estandarizadas dicen que los educadores se han obsesionado demasiado con los puntajes y se están preparando para estos exámenes. Algunos de los argumentos más comunes en contra de las pruebas son:

Es inflexibleAlgunos estudiantes pueden sobresalir en el aula pero no tener un buen desempeño en un examen estandarizado porque no están familiarizados con el formato o desarrollan ansiedad por el examen. Los conflictos familiares, los problemas de salud mental y física y las barreras del idioma pueden afectar el puntaje de la prueba de un estudiante. Pero las pruebas estandarizadas no permiten que se tengan en cuenta factores personales.

Es una pérdida de tiempo.Las pruebas estandarizadas hacen que muchos maestros enseñen a las pruebas, lo que significa que solo dedican tiempo de instrucción al material que aparecerá en la prueba. Los opositores dicen que esta práctica carece de creatividad y puede obstaculizar el potencial de aprendizaje general de un estudiante.

No puede medir el verdadero progreso. Las pruebas estandarizadas solo evalúan el desempeño de una sola vez en lugar del progreso y la competencia del estudiante a lo largo del tiempo. Muchos argumentarían que el desempeño del maestro y el alumno debe evaluarse para el crecimiento a lo largo del año en lugar de una sola prueba.

Es estresanteTanto maestros como estudiantes sienten pruebas de estrés. Para los educadores, el bajo rendimiento de los estudiantes puede resultar en una pérdida de fondos y el despido de maestros. Para los estudiantes, una mala puntuación en la prueba puede significar perder la admisión a la universidad de su elección o incluso retrasarse. En Oklahoma, por ejemplo, los estudiantes de secundaria deben aprobar cuatro pruebas estandarizadas para graduarse, independientemente de su GPA. (El estado otorga siete exámenes estandarizados de fin de instrucción (EOI) en Álgebra I, Álgebra II, Inglés II, Inglés III, Biología I, geometría e historia de los Estados Unidos. Los estudiantes que no aprueban al menos cuatro de estos exámenes no pueden obtener un diploma de secundaria)

Es político.Con las escuelas públicas y chárter compitiendo por los mismos fondos públicos, los políticos y los educadores han llegado a confiar aún más en los puntajes de los exámenes estandarizados. Algunos opositores a las pruebas argumentan que las escuelas de bajo rendimiento son injustamente atacadas por políticos que usan el rendimiento académico como una excusa para promover sus propias agendas.