Vida

Escritura de exámenes de práctica mientras estudias

Escritura de exámenes de práctica mientras estudias

Una de las mejores maneras de obtener altas calificaciones es crear sus propios exámenes de práctica. Es un poco de trabajo extra mientras estudias, pero si esa inversión da como resultado calificaciones más altas, definitivamente vale la pena.

En su libro, "La guía del estudiante adulto para la supervivencia y el éxito", Al Siebert y Mary Karr aconsejan:

"Imagine que usted es el instructor y tiene que escribir algunas preguntas que evaluarán la clase en el material cubierto. Cuando haga esto para cada curso, se sorprenderá de lo cerca que coincidirá su prueba con la que su instructor crea".

Crear una prueba de práctica

Mientras toma apuntes en clase, escriba una "Q" en el margen al lado del material que sería una buena pregunta para el examen. Si toma notas en una computadora portátil, asigne un color de resaltado al texto o márquelo de alguna otra manera que sea significativa para usted.

Puede encontrar exámenes de práctica en línea, pero estos serán exámenes para asignaturas o exámenes especiales, como ACT o GED. Estos no lo ayudarán con su examen en particular, pero pueden darle una buena idea de cómo se formulan las preguntas del examen. Recuerda que tu maestro quiere que tengas éxito. La mejor manera de averiguar qué tipo de prueba le da es preguntar. Explíquele que desea escribir sus propios exámenes de práctica y pregúntele si le dirán qué formato tomarán las preguntas para que pueda aprovechar al máximo su tiempo de estudio.

Siebert y Karr sugieren que al leer sus libros de texto y apuntes de clase, anote las preguntas que se le ocurran. Creará su propio examen de práctica mientras estudia. Cuando esté listo, tome el examen sin revisar sus notas o libros. Haga que la práctica sea lo más real posible, incluyendo dar respuestas parciales cuando no esté seguro y limitar el tiempo permitido.

Sugerencias para pruebas de práctica

En su libro, Siebert y Karr hacen algunas sugerencias de exámenes de práctica:

  • Pregunte al comienzo del curso cuándo se realizarán los exámenes y en qué formato
  • Escriba sus exámenes de práctica en el formato que usará su maestro (ensayo, opción múltiple, etc.)
  • Pregúntele al bibliotecario si hay una colección de exámenes antiguos que pueda estudiar.
  • Averigüe si hay un manual del estudiante que acompaña a su libro de texto.
  • Pregunte a antiguos alumnos sobre el tipo de exámenes que le da su maestro
  • Pídale sugerencias a su maestro para la preparación del examen
  • Pídale a un amigo, familiar o compañero de estudios que lo interrogue

Formatos de preguntas de prueba

Familiarícese con los diferentes tipos de formatos de preguntas de prueba:

  • Opción múltiple: se le dan tres o más opciones y debe seleccionar la respuesta correcta. A veces, "todo lo anterior" es una elección.
  • Verdadero o Falso: Usualmente se usan cuando se le requiere que memorice hechos. A menudo son difíciles. Léelos cuidadosamente.
  • Rellenar el espacio en blanco: son similares a las opciones múltiples, excepto que debe conocer la respuesta sin tener opciones.
  • Ensayo o final abierto: estas preguntas evalúan su comprensión de un tema. Se le dará una pregunta que debe responder extensamente, dando ejemplos específicos, o se le puede dar una declaración para estar de acuerdo o en desacuerdo. Esto puede sonar desafiante para usted, pero si conoce sus cosas, este tipo de pregunta de prueba también le permite brillar. Esté preparado y aproveche al máximo la oportunidad.

Fuente

Siebert, Al, Ph.D. "La guía del estudiante adulto para la supervivencia y el éxito". Mary Karr MS, sexta edición, Practical Psychology Press, 1 de julio de 2008.